Necesidad

Dormiré.. No puedo mas...
Me inclinare ante mi reina poseedora.
Y caeré, rendido en tus mañanas.
Mientras el agua del rió moja mi rostro..
Despierto...

En donde estoy? Quien soy?
Porque me has abandonado?


Lloro.. No quiero mas...
Pero sigo buscándote.
Mientras mis lagrimas abusan de la poca fuerza que me queda.
Todos sonríen, todos se abrazan..
Entonces me detengo..

Te nombran y se ríen;
Me miran, desvanecido en el rió...
Y nadie vendrá por mi.

Quédate con lo que soy..
Quédate con lo mejor que tengo...


Si me necesitas algún día,
Aquí estaré.. en el rió en el que esa vez...
Me contaste que te ibas.



...

Debo confesar que te mentí,
Que lo que te prometí no lo voy a cumplir.
No esperare por ti...

Te buscare entre los vientos,
Para arder en el fuego de tu corazón.