Ahora soy tu juego

Mi inspiración se perdió en el llanto de aquella noche, donde el dolor y mi corazón se fundieron en una vida de rencor. Nunca olvidare lo que sufrí, no olvidare las mentiras, ni su mirada que dulcemente me invitaba a ilusionarme con tontas promesas falsas y proyectos ficticios.
Llevare en mis manos el recuerdo de un bello amor que supe sentir y las fichas que olvidaste al cansarte de ese juego e irte en busca de nuevas y mejores aventuras.
Desde entonces no logre más de lo que ella logro conmigo.
No supe amar, ni sentir, ni vivir.
No supe demostrar afecto.
No supe más que pensar en mí.
Hasta que por fin.. Me convertí en ella.